sábado, agosto 04, 2007

que todo vuelva







Se fueron mamá y Agustina...
Y detrás del micro se iban mis ganas de vivir en todo, enganchadas con el nudo en la garganta mas grande del universo, volvía a baldazos la soledad, los miedos, los ruidos... Volvía todo lo que había "superado"... En fin

Volví caminando de la terminal a casa, me senté a pensar qué escribir y no salía nada, solamente mil fotos de ellas sumadas a "que todo vuelva" de Lisandro Aristimuño...
Y acá me tienen todavía, de a pedacitos, viendo como poder rearmar mi vida, cuando se fué gran parte de vuelta a Buenos Aires, y buscando algún abrazo que me rescate...




Pfff... No me lean hoy





2 comentarios:

GaMe dijo...

Te leo y te abrazo a la distancia...

Besos Chica Esquimal y que todo vuelva prontito, sí.

emil rivera dijo...

perdón, ya te leo. Otro Abrazo de largas distancias.