jueves, septiembre 01, 2016

Yo quisiera
viajar en
una nube voladora,
en silencio,
esta noche.
(Pero mañana
se trabaja)

Antes de dormir,
se desprenden.
unos ruidos
del techo
en mi departamento.

Un mono-bloc
horrible:
Persianas
con óxido
que golpean
y se encajan
en los ladrillos
e interrumpen
las siestas.

Si me voy,
¿dónde dejo
La sensación
de llanto
y ese olor indescriptible
a desamor
que hay al entrar?

ESTA
ES
MI
CASA:
Aquí es útero.
Aquí hago patria.
¡La patria es
el útero!

No me acostumbro
a las mañanas
sin el ipad.
Me vuelvo
agria,
algo en
mi caducó.

No entiendo
este tórax
dolido los martes
de cuerpo
zambullido
en el colectivo
lleno.

Me abrazo
a la idea
del blanco
y negro
en tu cabeza
habitada.

Me trago
el manojo
de llaves
en el instante
previo
a tu salida
de mi casa - mundo.

(las diagonales
de tu espalda
se describen 
en los paréntesis
del pasillo)

No me banco
el metalenguaje
cuando interrumpe
la vecina
que me cuida
en las noches
de espasmos
emocionales.

Soy inalámbrica
isla que
aquí
me aísla.

Basta
para todos
que en un rato
se trabaja
y vienen
los de EDESA
a cortar
la luz.



1 comentario:

Andres Zuniga dijo...

Un verdadero placer pasar por tu blog. te invito a visitar el mío. Saludos!!
http://andreszuniga-escritor.blogspot.com.ar/